Cuadros retroiluminados







Descubre una nueva manera de decorar e iluminar tu hogar. Colocando unos cuadros retroiluminados en tu casa, crearás un ambiente íntimo además de iluminar la estancia de una manera muy elegante.

Con unos cuadros retroiluminados cambiarás la atmósfera de tu hogar y llenarás de vida un salón, un dormitorio, una cocina o cualquier otra estancia. Los puedes utilizar como lámparas, ya que los cuadros retroiluminados son una manera sencilla y práctica de aportar a las estancias una luz tenue y suave. La luz surge de manera uniforma por la parte lateral y frontal del cuadro, que se puede apagar gracias a su interruptor, para que disfrutes también de la imagen de una manera más tradicional.

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Más información aquí